El municipio de Tresviso cuenta con un sólo pueblo del mismo nombre, habitado por un centenar de vecinos, se encuentra ubicado en el extremo occidental de Cantabria. Forma parte de la cuenca del río Urdón que transita por una garganta poblada por un bosque en el que predominan tilos y robles, pero también existen olmos, fresnos, hayas…Cabe destacar un extraordinario hayedo en la sierra de La Corta y el impresionante camino del desfiladero que conduce al balcón de Pilatos.

El queso de Tresviso cuenta con denominación protegida y es similar a otros que se producen en diferentes zonas de los Picos de Europa como el Queso de Cabrales o el Queso de Valdeón. Todos ellos se curan de una forma similar en cuevas situadas en las montañas de los Picos de Europa.

Por su ubicación geográfica, Tresviso se encuentra a 848 metros, la actividad económica de este pequeño enclave va dirigida a las explotaciones ganaderas de montaña (vacuno, ovino y caprino) que sirven de base para la fabricación de uno de los productos naturales más conocidos: el queso picón. Además, es uno de los lugares preferidos por los montañeros y excursionistas.

Esta municipio tiene un gran sabor popular debido a su aislamiento y una arquitectura muy sencilla: construcciones austeras que utilizan la madera, piedra y teja.